Miles de peticiones familiares y otros procesos migratorios son sometidos todos los días. Muchos de estos procesos se pierden porque las personas que los sometieron no mantuvieron los datos al día. El dato más importante es la dirección. Semanalmente veo casos que se perdieron o están por vencer porque nunca se hizo un cambio de dirección. Hay personas que cambian de residencia todos los años, es importante que al mudarse se someta un cambio de dirección a migración o al Centro Nacional de Visas. Es un proceso fácil de hacer, se puede someter el cambio en línea o por correo llenando un formulario. Las personas someten peticiones y se olvidan de ellas porque algunas tardan muchos años, al no hacer los cambios de dirección se puede perder el proceso y el beneficio nunca se recibe. Otro cambio que nunca hacen es cuando se naturaliza el peticionario, el cual puede cambiar la categoría migratoria y se pueden adelantar los procesos. Otros cambios que se deben hacer son: si hay divorcios, si nace un nuevo miembro de la familia, si el beneficiario se casa (aplica para algunas categorías) y otros.

Pin It on Pinterest